Fisioterapia

¿Es importante una prueba de imagen?

¿Quién no ha dicho o ha escuchado alguna vez lo de “ves a que te hagan una radiografía o algo”? Hoy en día es bastante común encontrar gente que llega a las consultas de fisioterapia con un informe y un diagnóstico basado en una prueba de imagen…y ya esta, . Incluso preguntan si les haría falta alguna prueba más!

Hay una necesidad increíble por hacerse una prueba de imagen (sea cual sea) para saber la lesión que se tiene, casi obsesiva. Tal es así, que ni se evalúa como se encuentra el paciente y que puede hacer uno antes de tomar decisiones, como pasar por quirófano, siendo esto una decisión sería, que incluso en ocasiones se puede evitar.

Y es que parece, que por muy bien que estés, si en la resonancia magnética sale que tienes una tendinopatía, estas mal. Hoy en día es bien sabido, en muchas ocasiones, que no porque algo salga mal en una imagen tiene que ser la causa de tu dolor, de hecho hay tendones que duelen y cuando se le realiza una eco-grafía al otro tendón que no duele, esta peor! Es verdad que la eco-grafía musculo-esquelética es una herramienta esencial para el fisioterapeuta, pero hay que ser consecuentes con lo que hay.

¿Es fiable un diagnóstico basado solamente en una prueba de imagen?

Obviamente NO. Es cierto, que hay lesiones en las que la prueba de imagen va a ser determinante en un gran porcentaje del diagnóstico, como por ejemplo una fractura osea. Pero hay muchííísimas otras lesiones o patologías en las que esto no sea así, por lo que hay que tener en cuenta otras cosas como la funcionalidad del paciente.

Hay que añadir que hablamos de lesiones músculo-esqueléticas en su gran mayoría.

Las pruebas para determinar la funcionalidad dependerán de la lesión y la situación que tenga la persona.

Cosas importante en un diagnóstico sin imagen

Una buena entrevista, evaluar el rango articular, la sintomatología, el estado del nervio, el tono y fuerza muscular, junto con la evaluación de las AVD (actividades de la vida diaria) pueden determinar la funcionalidad del paciente.

¿Esto quiere decir que tengamos que optar por una prueba de imagen o por la funcionalidad? Evidentemente NO. Tanto una como otra son herramientas, que junto a muchas otras deben ser utilizadas por el profesional sanitario para llegar a un diagnóstico completo.

Como siempre decimos, si tienes una lesión acude a tu profesional de confianza y hazle caso ¡te quitarás más de un mareo que otro!

Sobre el autor

Fisios por el Mundo

Deja un comentario